Renovaciones a montones en el Real Madrid

  • 27 octubre, 2016

kroos

Por una u otra razón (ya sabéis todo el tema de los fichajes…) nos encontramos pasando por un periodo en el cual el Real Madrid no para de hacer renovaciones a algunos de sus jugadores. Prácticamente podemos decir que llevamos tres semanas en las que no llegamos al viernes sin que nos encontremos con una renovación. Primero fue el turno de Toni Kroos, que ha renovado contrato hasta el año 2022 y luego se han ido sumando otros futbolistas que ahora mismo son vitales en el organigrama que utiliza el equipo blanco sobre el campo.

 

Renovaciones obligatorias

 

El Real Madrid tiene que renovar para asegurarse de tener satisfecha a su plantilla. El caso de Toni Kroos ha sido el primero, pero no el último. Con Kroos la renovación era obligatoria, puesto que necesita al jugador para que su centro del campo continúe siendo el que está ofreciendo un rendimiento tan bueno en estos momentos. Además, ya se habían publicado rumores acerca del interés de otros equipos por el jugador. Guardiola, entrenador del Manchester City, era uno de los que había manifestado su atracción por tener este jugador en su equipo. Pero Pep se tendrá que conformar al menos en esta ocasión.

 

Eso sí, la renovación de Kroos ha llegado con unas condiciones duras. Aunque tenga ya 26 años, el jugador ha duplicado su salario para llegar a 20 millones de euros brutos. Con esta cantidad se transforma en el futbolista alemán mejor pagado en la historia del país. Es una noticia que ha sorprendido al sector y que demuestra el gran interés que tiene el Real Madrid por seguir contando con los servicios del alemán, que hasta ahora tenía contrato firmado hasta el año 2020.

 

También ha renovado Lucas Vázquez, que tras ser recuperado después de jugar en el Espanyol durante una temporada, ha terminado convirtiéndose en una de las sorpresas del conjunto. Su renovación le permitirá jugar con los blancos hasta 2021, lo que no está nada mal teniendo en cuenta la trayectoria del futbolista. No es un jugador estrella, pero quizá con un poco más de apoyo logre brillar mucho más.

 

Todavía en el aire

 

Así está la renovación de Bale, en el aire. El galés se ha encontrado con que en estos últimos meses el equipo se estábale apoyando demasiado en él, tanto que su figura parece ser incluso más relevante que la de Cristiano. Y el problema es que la tradicional rivalidad que tiene con el portugués le ha llevado a ser más ambicioso. Bale no quiere seguir en la sombra del luso, sino que se quiere colocar a su mismo lado. Por eso sus agentes han planteado al equipo unas exigencias de renovación que resultan un poco altas en comparación al contrato actual del jugador. Bale sabe que es un buen momento para presionar. Está en una excelente forma física, pasa por sus mejores momentos futbolísticos ahora que aún no ha cumplido los 30 años y está siendo determinante para el equipo. Además, el Real Madrid no puede perder jugadores por el castigo de estar sin fichajes, así que hará todo lo posible por retenerle.

 

Lo que quiere el galés es que esté en la misma categoría que Cristiano Ronaldo. Desea coliderar el equipo de tú a tú con Ronaldo, tener su mismo nivel de relevancia y recibir soporte oficial del Real Madrid para convertirse a candidato a balón de oro  e incluso ganarlo. Ya os decimos que el jugador aspira muy alto y que se ha cansado de ver cómo otros se llevan el mérito cuando es él, en realidad, el que mejor está jugando en el equipo blanco. Esta mejora de posición tiene claramente otras exigencias, principalmente salariales. Bale tendrá que tener un sueldo de 20 millones de euros con el añadido de la presencia de incentivos.

 

Con los incentivos la cantidad podría aumentar mucho en el caso de ganar títulos o de que se lleve el balón de oro, lo que le repercutiría en un aumento salarial importante. Está por ver qué decide el Real Madrid, pero posiblemente cumplirá las condiciones de Bale a la vista de lo mucho que está exprimiendo al jugador ahora que Cristiano Ronaldo está a medio fuelle. Y justamente Cristiano es otra renovación polémica, puesto que una gran cantidad de aficionados no quiere que siga en el equipo blanco aunque él haya dicho en repetidas ocasiones que será el club en el que se retirará futbolísticamente.